25 marzo 2013

LOS HABITANTES DEL SOTO RIBEREÑO

Llega la primavera, estación de preparación a la crianza  para la mayoría de las especies. La estación clave para la supervivencia de muchas aves de nuestros campos.  Con los primeros chaparrones de abril, ya han llegado a nuestra península cientos y cientos, miles y millones de aves africanas, las llamadas aves estivales, y también con estos importantes aguaceros, los campos salmantinos, y españoles se llenan de los griteríos de los vencejos en sus formaciones aéreas, y  los abejarucos, que junto con las carracas, las abubillas, y las oropéndolas nos ofrecen una gama de colores en cada uno de nuestros sotos y mesetas, hacen de la primavera una estación de sonido, color, y olor muy gratificante para los que salimos al campo a disfrutar de sus encantos.

"Rebuscando" entre los incesantes cantos y los preciosos colores que nos ofrece el verdecillo, podemos encontrar algún lúgano, que aún se alimenta de los frutos de un aliso. Mientras tanto la ribera comienza a teñirse de verde, bajo el sonido de la corriente del riachuelo, que baña de vida el soto, por el que uno camina, y sobre todo conoce y aprende.  En el cauce, las nutrias se alimentan de los peces, bajo la atenta mirada del recién llegado autillo, que esperará a la caída del día, para reclamar su territorio.

Lúgano alimentándose de los frutos de un aliso.

Jilgueros, verdecillos, mosquiteros, mirlos, y casi todos los habitantes del soto están ya con la preparación del nido, las cópulas o incluso incubando.  Muchos de los "nuevos" habitantes, nos ofrecen sus lances de caza, como el mosquitero común alimentándose de los primeros mosquitos de la estación

Mosquitero común intentando cazar un mosquito.

Petirrojo.


A todo esto, otro de los estivales que pasan bastante desapercibidos, es el avetorillo, el cuál estoy intentando fotografiar desde hace dos años, en el curso del río Tormes, en los alrededores de la ciudad, debido al  número de parejas en la zona. Este año, he echo el paseo donde me ha salido hace un año, para tantear, y esperemos que en los siguientes intentos, los cuales comentaré en el blog, le pueda fotografiar y sea uno más  en este espacio.

Carbonero común macho.


5 comentarios:

  1. Bien descrita la estacion, suerte con el Avetorillo ,lo que daria por tenerlo cerca!
    Saludos camperos!.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias a ambos. Ya veremos a ver si tengo suerte con el avetorillo, y le meto un buen reportaje.

    ResponderEliminar
  3. Por cierto te dejo la dirección de mi blog por si quieres echarle un vistazo.
    http://www.jeronimomilanmartinezextremaduraviva.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, casi nada, vaya pedazo de fotos. En cuanto pueda lo añado a mi lista de blogs preferidos de mi blog. Un saludo, y gracias.

      Eliminar